logo FAADR

 

       

Indígenas cuestionan el referéndum de aprobación de sus estatutos autonómicos

La pertinencia de la realización de los referéndums para aprobar los estatutos de las Autonomías de las Indígenas Originarias y Campesinas (AIOC) fue uno de los puntos de discusión en el seminario “Autonomías y gobiernos indígenas”, llevado a cabo este fin de semana en el Jatun Ayllu Yura, Potosí.

Con presencia de cinco territorios indígenas que apuestan por la autonomía indígena, especialistas en constitucionalidad, autoridades estatales e instituciones no gubernamentales, los participantes indígenas cuestionaron que la Ley marco de autonomías establezca el referéndum para aprobar su estatuto pues se convierte en una traba para el proceso.

Los indígenas explicaron que la redacción del estatuto es consensuada, a partir de sus normas propias, y por lo tanto no tiene que por qué ser validada por instrumentos que vienen de la lógica occidental como es un referéndum.

“No podemos estar sujetos  a que nuestros estatutos se aprueben con referéndum sino tiene que ser conforme a nuestros propios procedimientos y conforme a lo que dicen los tratados internacionales”, sostuvo Samuel Flores, ex curaca de la Nación Qkara Qkara en su participación en la mesa de “Experiencias de los procesos indígenas”. Esta reflexión la hizo frente a que el proceso de Totora Marka de Oruro se truncó, precisamente en la etapa de referéndum en la cual no se aprobó el estatuto pese a un trabajo de muchos años.

A su turno, el presidente de la comisión redactora del estatuto de la Autonomía del Jatun Ayllu Yura, tata Carlos Quiroga, señaló la importancia de cambiar o modificar las leyes que significan un obstáculo para el proceso autonómico.

Ante estos cuestionantes, las constitucionalistas panelistas de la segunda mesa “Autogobierno y jurisdicción indígena” explicaron que una debilidad de la Ley marco de autonomías es precisamente la obligatoriedad del referéndum para los estatutos, el cual contradice los mecanismos propios de los pueblos indígenas.

“El referéndum no es un mecanismo propio de ustedes, la democracia de ustedes se basa en el consenso, no en la minoría y mayoría como la nuestra. Ustedes deciden su estatuto, normas y reglamentos a través del consenso, entonces no es necesario llevar su estatuto a referéndum, pues sería desconocer los mecanismos propios que ustedes tienen”, señaló Soraya Santiago, especialista constitucionalista.

Sus colegas, Silvia Salame, Gabriela Sauma y Patricia Serrudo coincidieron con esta mirada crítica a esa ley y dijeron que es una ley que debe ser modificada para poder avanzar y administrar las autonomías indígenas.

Asimismo, señalaron que otra ley que debe ser cambiada es la Ley de Deslinde Jurisdiccional, la cual en muchos aspectos es inconstitucional y se convierte en una barrera para ejercer no solo la autonomía indígena sino de ejercer la autodeterminación de los pueblos indígenas plenamente.

Gabriela Sauma explicó que esa ley restrictiva de los derechos establecidos en la Constitución Política del Estado.

Otro elemento señalado por las especialistas fue el hecho de la tentación de positivar todas las normas y costumbres en el estatuto. Recordó que los pueblos indígenas tienen un derecho inminentemente oral y que así debe permanecer y no es necesario que esté escrito para que sean reconocidos.

Asimismo encomendaron que el estatuto debe ser lo más amplia y abierta para que no se conviertan en una camisa de fuerza para los pueblos que buscan las autonomías.

Este debate formó parte de las dos de las tres mesas del Seminario de Autonomías y gobiernos indígenas en el pueblo de Yura, Potosí, organizado por el Jatun Ayllu Yura, el Instituto para el Desarrollo Rural de Sudamérica (IPDRS) y que forma parte de las actividades preparatorias al IV Foro Andino Amazónico de Desarrollo Rural a realizarse este 18 y 19 de octubre en la ciudad de La Paz - Bolivia.